Tuesday, May 13, 2008

La Noche de las Bicicletas

Hacer el libro “Las Bicicletas y sus Dueños” fue un placer; publicarlo, una pesadilla. Por supuesto, como toda presentación editorial, teníamos todo listo menos el libro.
Pero eso fue lo más leve, cuando anoto “una pesadilla” me refiero a los dos años que pasé buscando editoriales y patrocinadores para publicarlo, así como a la mala experiencia con un intento de editorial ultra patito que se llama Felou y la pendejada que cometieron en Milenio Diario el domingo 27 previo a la presentación: el texto “La Schwinn de Sonny Barger” y el aviso de la presentación aparecieron con el nombre de otro autor. Gran favor el que me hicieron los compas, patada en los huevos y partida de hocico. El rush final de 72 horas sin comer y sin dormir sólo fue el colofón.
Edgar puso en mis manos “Las Bicicletas y sus Dueños” una noche lluviosa antes de la presentación, yo miraba al libro como un padre a su hijo recién nacido bajo una tormenta. Hasta ese momento, pasadas las horas dramáticas, me senté a cenar mi alimento favorito en Pizza Pol y a revisar el libro página por página. Al rato llegó el Franz, teníamos un compromiso de trabajo más tarde y para hacer tiempo brindamos con Cocacolas de lata y nos comimos dos pizzas medianas, una de jamón y otra combinada especial. Es muy posible que las Pol sean las mejores pizzas de esta ciudad (ni de broma revelaría su ubicación), por eso las elegí para darle al libro la bienvenida al mundo. Después de la cena nos fuimos a una junta de trabajo en el hotel Nikko que se alargó más allá de la una de la mañana y al regresar al micrositio pasé a la casa de Maru para entregarle el libro. Ella estaba despierta, esperando a su hijo, literalmente se lo entregué en los brazos, el libro nació pesando 480 gramos.
Franz y Julieta sirviendo Cosaco.

El miércoles 30 de abril seguía sin dormir. Pasé el día del niño en la agencia, el trabajo salió gracias a la velocidad de Lilián, la flamante copy writer que atestiguó mis horas de ansiedad, porque me encontraba afinando todo para la presentación: que estuviera listo el lugar a las 5:30, confirmados los presentadores, la renta y llegada del sonido, la entrega del barril de cerveza, la llegada de los libros y las postales, tener listos los boletines y los paquetes de prensa, todas esas cosas, además de ir corriendo por los hielos, los refrescos y los vasos, mover mesas, acomodar sillas, servir el vino…Tendisai y Karina en la mesa de libros.

Esto de la “autogestión” se lee muy bonito en el papel, es una idea muy romántica cuando se habla de ella, pero la realidad es una puta chinga tan desgastante como un Tour de France. El autor jamás se imagina que terminará siendo editor, representante, promotor, organizador, distribuidor, administrador, cobrador, cargador, etc. Digo de broma que este libro es mi casa porque invertí en él los ahorros que tenía para dar el enganche de un departamento. Y la verdad es que la presentación no hubiera sido posible sin la ayuda de los amigos, para quienes sólo tengo palabras de agradecimiento por el apoyo espontáneo y desinteresado.Güili en los controles musicales.

Pasé por el Franz a las cuatro de la tarde y nos fuimos a la Casa del Poeta para organizar la cosa, a esa hora me encontraba preocupado por la lluvia que amenazaba con caer en cualquier momento y arruinar la presentación. Al llegar encontramos los paquetes de libros y postales promocionales que Edgar había dejado unos minutos antes, luego fuimos por los vasos y los refrescos al Superama. Al salir entré a un Oxxo para comprar unas pilas y un Redbull, ahí conocí de manera extraña a un cuate alto y delgado que vestía playera blanca ilustrada, jeans y tenis. Era Alejandro, el Güesos, nunca nos habíamos visto, pero teníamos una entrevista para la revista Gorila.Claudio, impecable ejecución.
Esperábamos a que nos dejaran pasar para instalarnos en el salón multiusos, así que aprovechamos para subir al café-bar Las Hormigas y hacer la entrevista. Franz y Alejandro tomaron cerveza, yo pedí un espresso doble y una Coca fría, así empezamos la plática acerca de las bicicletas y la contracultura. Al rato llegó el sonido con la mezcladora, tuvimos que dejar la entrevista incompleta y bajamos al salón. A partir de ese momento las cosas empezaron a suceder como un viento a favor, la buena suerte me sonrió aquella tarde. Llegaron Karina, Julieta, Tendisai y entre todos empezamos a organizar los paquetes de prensa y a acomodar las sillas. Al poco rato apareció Gustavo, el artesano de la cerveza Cosaco, y fuimos por hielos para enfriar el barril, el vino y los refrescos. Uno a uno, los involucrados fueron llegando en una caravana muy singular: los del coletivo e-3, Adriano y el Güili, quien tomó los controles y empezó a poner su música marca Damage; Claudio Domínguez, el freestyler que iba a ejecutar una demostración en su cleta; Mauricio Bares, uno de los presentadores; y Juan Alberto Vázquez, también presentador y responsable del error del Milenio (¡vaya ironía!).Rogelio, Maru, Mauricio y Juan Alberto.

Y llegaron los asistentes, entre ellos mis padres y mi hermana, la pintora Gimena Garza, amigos y estupendos ciclistas como el Juanito, el Sos y Bernard, medios especializados como las revistas Deporte6AM y La Bicicleta, los Bicitekas, Bernardo Baranda del Instituto para el Transporte y el Desarrollo de Políticas, Marco Rodríguez de Mejor en Bici, el buen Bef y el fotógrafo Agustín Garza, que habrán sumado unos 150 presentes, de acuerdo a los 120 libros que vendimos y a la veintena que dimos de cortesía a los medios. A las ocho en punto pedimos a las personas que despejaran el área del centro y el Güili abrió pista para que Claudio ejecutara una impecable demostración de bici flat land, un artista del freestyle que nos dejó boquiabiertos con las posibilidades acrobáticas de la bicicleta. Su intervención duró alrededor de quince minutos y acto seguido Maru y yo nos dispusimos a presentar nuestro libro en compañía de sus padrinos, Mauricio y Juan Alberto.
Los orgullosos progenitores.

Maru y yo estábamos juntos en la mesa, hablé primero para dar los avisos de rigor. Dicen que me veía tenso y la verdad es que se me subió la cafeína. Presenté a Maru Sandoval, ilustradora y diseñadora del libro que hoy trabaja como free lance para Ogilvy. A Mauricio Bares, escritor y editor de Nitro Press que acaba de publicar su libro de ensayos “Posthumano, la vida después del hombre” (Almadía). Y a Juan Alberto Vázquez, editor de El Ángel Exterminador, El Pasón, Mil Cosas y QRr, el que se animó a publicar por primera vez en Milenio los textos de las bicicletas. A continuación le dediqué la presentación al doctor Albert Hofmann, quien murió de un paro cardiaco el martes 29 de abril (un día antes) a los 102 años. Hofmann es uno de mis héroes y hay un capítulo en el libro dedicado a él y a su bicicleta. Entonces tuve la ocurrencia de decir que a la cerveza le habíamos agregado LSD y esto rompió el hielo. Así comenté el mensaje del boletín de prensa, que aquí reproduzco:
“Las Bicicletas y sus Dueños es un experimento, su objetivo es difundir la cultura de la bicicleta en México. Éste es el primer libro de Rueda Libre, un grupo de personas interesadas en difundir ciertos temas, entre ellos el de la bicicleta, la ciencia y el arte para los niños.
Es un experimento desde la manera en que fue concebido hasta su publicación. A la fecha no hemos logrado encontrar un libro hecho en México sobre la historia de la bicicleta, como tampoco un volumen que documente el desarrollo de este vehículo en el país. Ante este panorama se nos ocurrió hacer uno como si fuera una bicicleta para convertir la lectura en un paseo suave, interesante y divertido: un equilibro.
Otro rasgo es la forma de montar el tema, el desarrollo de la bicicleta a través de los diversos personajes ciclistas que han tenido impacto en la humanidad, más allá del plano deportivo y recreativo en el que suele encasillarse a la bici, o de una historia lineal escrita sólo para aficionados al ciclismo.
Para armar cada texto se utilizaron distintas herramientas y recursos, el periodismo, la investigación, la ficción y la publicidad. Todo esto se entrecruza con los personajes, sus ideas y hallazgos, y el universo que gira en torno a la bicicleta: ciencia, música, literatura, cine, política, medio ambiente, religión, espectáculo y moda, entre otros. Cada texto es una pieza del libro-bicicleta y para armarlo Maru aplicó varias técnicas de ilustración y diseño.
Esta naturaleza experimental del libro nos dejó en el camino de la autogestión. Después de dos años buscando patrocinadores y editoriales, concluimos que nadie nos iba a financiar un experimento editorial, la única opción que nos quedaba era publicarlo por nuestra cuenta. Al respecto hay una sentencia del escritor inglés del siglo XVII, John Wilmot Conde de Rochester: ‘Todo experimento corre por cuenta del autor’. En ese punto tenía toda la razón.”
El respetable.
En seguida, Maru tomó la palabra y fue breve pero colorida. Ella no es muy expresiva cuando se trata de hablar, es mujer de imágenes, formas y colores. Las ilustraciones y el diseño que hizo lograron una edición bellísima, un deleite visual. Luego tocó turno a Mauricio, autor de un cuento escrito en Amsterdam titulado “Las bicicletas también se embarazan”, sus comentarios fueron certeros porque absorbió la esencia del libro y les agregó su filosa opinión y fino sentido del humor. Para cerrar, Juan Alberto leyó un texto cargado de recuerdos, el humor gandalla que lo caracteriza y una disculpa por el cagón del Milenio. Retomé sus palabras acerca de la Revolución en dos Ruedas y puntualicé que la revolución ya había comenzado.Bicitekas.

El Güili soltó la música de nuevo, la gente estaba muy animada con la Cosaco, firmé algunos libros, saludé y conocí a varias personas. Pero la estrella de la noche fue la cerveza, tuvieron que ir por otro barril y también se terminó, en total fueron más de 20 litros y 8 botellas de vino, nada mal para una presentación que duró tres horas y media. A la hora acordada con la directora del lugar, Mari Carmen Ferez, quien estuvo presente y brindó con nosotros, los asistentes fueron dejando el salón. Me han dicho que la presentación estuvo muy bien, no pude darme cuenta porque la experimenté desde otra perspectiva y en otro estado mental. Tuvimos buena suerte porque no llovió y la licenciada Ferez nos dejó permanecer una hora más, lo cual nos permitió vender más. Al final recogimos todo y nos fuimos a celebrar al Za Za en la Condesa. Cayeron varias personas, Edgar y Maru con sus amigos, Gimena, los e-3, Mauricio, el Güesos y su novia, Franz y la Canijalagartija… pero recuerdo mucho a Gaby, quien esa tarde me regaló una bicicleta Hobby Cycling Collection fuera de serie. Ahí sí me tomé con calma una Cosaco especial que me mandó directo al micrositio a dormir. ¿Por qué hago esto?, me pregunté solo en la cama. Y la obscuridad me respondió: porque tu vida carece de sentido si no lo haces. Tienes que hacer lo que quieres hacer, cueste lo que cueste.
Bike chics!

Dos semanas después, el libro se mueve y empieza a llamar la atención. Hay entrevistas y reseñas con diversos medios (La Bicicleta, Deporte6AM, Bike a Fondo, Bike Rider, Gorila, El Financiero, El Excelsior, Ovaciones, Vida Saludable, Radio Mil, Dime Chilango), eventos como el Congreso de Ciclismo Urbano en junio y la posibilidad de lanzar el libro como parte de una campaña masiva para promover el uso de la bicicleta. Y de todo eso, ya habrá noticias.El libro estará a la venta en las principales librerías del país en dos-tres semanas (depende de CITEM) y en estos días en el blog de Rueda Libre: http://www.rueda-libre.blogspot.com

34 comments:

Canija said...

El Royerazo. Insisto: Gracias por dejarme ser parte de un momento taan lleno de magia circular. La buena vibra, mucho amor y toda la energía para ti.

Metrópolis said...

Y todo mundo se levanta y le da las gracias a la oscuridad por ese sabio consejo...Si uno no hace lo que le gusta, no tiene sentido la vida.

Un libro que muy pronto estará en mi librero...Nuevamente felicidades master!

¿Qué le parecio el disquito de Crass?

Coahapan said...

Maestro:
Muchísimas felicidades, no sabes la frustración de no haber podido asistir. En fin. así es este mundo en donde "todo urge". En cuanto lo vea lo adquiero y recomiendo.

Un fuerte abrazo.

Joni said...

La neta si hubiera estado chido que le agregaras la susodicha sustancia a la chela.... y ya viendo el libro con calma, faltaron los creditos de tu foto al final del libro, ja

Arturo Xiuhticoatl said...

Seguro maestro: tienes que hacer lo que quieres o la vida te cobra cara la factura. Muchas felicidades y buena vibra!

Gimena Garza said...

Estuvo bien chido y te lo merec'ias. Me consta que ya tienes un mont'on de fans... algunos muy osados que estaban dispuestos a todo jajajajaja
como serenata a los pies de tu ventana!!! Ah'i tras la reja jijijiji bueno... muchas felicidades, buena vibra y mucho 'exito.
Y como cada que nace un chamaco la gente siempre sale con el: "y pa cuando el prox???
Checa el coro: "que ya escriba el otro, que ya escriba el otro....!!! jajajajaja

J.A. said...

Con todo y la chinga que te acomodaste se ve que todo fue para bien. Acá donde vivo, eventos como el tuyo no se ven nunca. Así, nunca.

Muchas felicidades.

Gimena Garza said...

Ah si...la Chela Cosaco UFF!! y el hacedor de la chela m'as !!! jejeje.
Ya reg'alame es mongoose que se esta empolvando!! :)
abrazo

rebelectrik girl said...

UY, salgo en rete hartas fotos.

Qué nochecita esa, en la cara reflejabas la pesadilla que según tú resultó publicar el libro.

De nuevo, creo, muchas felicidades!!!

Esa chela Cosaco no sirve recién hecha: no empeda.

Besos bicicleteros... Ah, no, verdad...

Hamlet said...

Pues antes que nada muchas felicidades por el recien nacido, por tu primogenito, y espero que vengan más en camino.
Imagino el placer de tener este libro publicado, algo indescriptible, me hubiera gustado estar allí, pero bueno, me conformo con imaginarlo.
La presentación refleja tu espirítu punk, hacerlo todo desinteresadamente, tú mismo, con la ayuda de tus amigos.
Y, ojalá vengan pronto los resultados, el fruto de lo que has cosechado.

Me gustó, y espero se haga realidad eso de que el li bro sea usado para promover el uso de las bicicletas. Sería chido para tí y para el país en general. Ojalá pueda cristalizarse esta idea.

Saludos y espero tener el libro pronto entre mis manos, autografiado.
Por cierto, el blog de rueda libre no funciona o qué onda, no lo puedo encontrar.

Rulo M. Y. said...

Coño Rogelio, ni te quejes que todo parece haber estado chingón, con performance y pinche pincha pinches discos. Si yo algun día publicara un condenado libro o un comic, me voy a acordar de vos. Seguro que estas muy contento, me beberé una chela a tu salud.

Muchas felicidades y por el odio de Dios y el amor del Diablo, ¿como consigo un ejemplar?

Rulo M. Y. said...

De acuerdo, olvida el último parrafo, ya vi como. Gracias.

Edgar López said...

"¿Por qué hago esto?, me pregunté solo en la cama. Y la obscuridad me respondió: porque tu vida carece de sentido si no lo haces. Tienes que hacer lo que quieres hacer, cueste lo que cueste."

Me llegó, la neta.

Rogelio, sin lambisconerías mamonas, puedo decirte que por esa manera de pensar es que se te estima y se te respeta.

Saludos.

elgüesos said...

Rogelio. Hoy al mediodía terminé de leer "Las bicicletas y sus dueños". Disfruté mucho cada página (especialmente las dedicadas a Syd y a Lennon). No sé, creo que voy a comprarme una bici e intentar así mantener el equilibrio en mis días necios.

PD. Cosaco sí embriaga, y chingón. ¿Quién se atreve a decir que no?

Xoconoxtle Cósmico said...

Que chido que arrieros somos!!! awebooo!!

Lilián said...

Pues nada, lo que ya sabes de memoria:

FELICIDADES MÁXIMAS.

Porque el esfuerzo fue todo tuyo, desde la concepción hasta el cargamento de hielos. Todo tuyo. El libro es una auténtica joya, no sólo por lo original e innovador, sino por el entusiasmo y la calidá. Lo que es.

Como ya te hemos dicho, a ver si en un par de años todavía nos saludas como el Prof y no te da el rockstarismo con la fama que muy seguramente adquirirás. Merecidamente, claro.

Y lo de "flamante copywriter" ni tú te la creíste. Gracias gracias gracias, no obstante.

**aeromusa** said...

Al final del dia... vale la pena si es lo que uno quiere...

es mas la gastritis ya ni se siente... enhora buena querido Rogelio... estoy por pedir el mio... aaaah y van sin autografo???


PD: su sister tiene razòn tiene hartos fans... me incluyo jijiji

Besos

Gabriela Clayton said...

pues sí, lágrimas, sudor y sangre para ver un proyecto realizado, muchísimas felicidades, pero poder tener el libro en mis manos muy pronto

Ricardo Arce said...

hoy lamento más que ayer el no haber podido asistir.

norma said...

Hola roger, acabo de encontrar tu blog, soy una lectora moscosa, siempre me gusto mucho lo ke escribias y aunke la mosca se va a extrañar bien cabron, pues al menos seguiré leyendote a través del blog, espero que estes muy bien mi kerido roger, mucha buena vibra y saludos desde San Luis, cuidate....

Raúl Ernesto said...

Rifado... yo hubiera colapsado con tanta cafeína y tan poco sueño.
Espero toparme el libro en corto por acá, si no es el caso, lo pediré vía correo.
Saludos y felicitación por el primogénito.

EL GUARDIÁN said...

Lo padre fue formar parte de la experiencia. Una más, una vez más.
Y un gran día sin duda.
Un abrazo gigante, papá.

Béré nizé-uooÓ said...

orale, mi buen Roger!! Voy corriendo a buscar tu libro y lo voy a guardar para ver si un buen día me lo firmas ;)


neto, que un monton de felicitaciones, brother!

Rulo M. Y. said...

Rogelio, Rogelio!, no mamar, no mamar, checa esto: http://www.cibercomics.com/2007/09/16/capitan-america-y-el-santo-contra-spiderman/

Monica Alvarez said...

Hola Roger:
me gustó leer las peripecias que tuviste para realizar tu libro.Parecía un matrimonio.Te felicito por el tema y por tu voluntad de poder.Lo importante es que te otorga un sentido de trascendencia y relevancia.Estás logrando impactar en tu comunidad, siendo un aporte.
Un abrazo desde Chile.

Hamlet said...

Pues yo ya lo tengo y autografiado por el maestro Rogelio Garza, acaba de llegar a mi casa, y pues es como mi regalo de cumpleaños el cual cumpli antier.

Se los recomiendo, no se van a arrepentir de comprarlo.

Paul Medrano said...

Man, qué chingón; hay que armar la presentación por estas tierras

Gimena Garza said...

...y se volvío tan famoso...que ya no tuvo tiempo de postear nada... ja!
qué hay de nuevo?
abrazo

Gimena Garza said...

...y se volvío tan famoso...que ya no tuvo tiempo de postear nada... ja!
qué hay de nuevo?
abrazo

LA Matrsuhka said...

¿que onda? ¿donde lo consigo? pero con autografo y dedicacion incluida
www.latachatehuacan.blogspot.com

etrescolectivo said...

felicidades compa

eah


chirous

Damián Mictlantecuhtli said...

Felicitaciones, eso de ser tu propio jefe, pero al mismo tiempo tu propio empleado ha de ser cruel...

pero felicitaciones. espero adquiri pronto el libro

saludos.

Metrópolis said...

Maestrazo, creo concordar con tu hermana, ya se nos esta durmiendo en sus laureles o de plano esta en chinga vendiendo los libros?...Apunteme el mio para la siguiente quincena!!!

Hace un buen que no pasa a saludar o es que ya lo aburri?

Saludoxxx!

Josejo said...

Felicidades Rogelio!!!!
Espero adentrarme dentro de poco a tu faceta de "escritor de novelas" mas bien de libros no??. Una pregunta, como consigo el libro???, por el momento me es imposible ir al d.f., sabes si estarà disponible en alguna de las librerias mas grandes del pais, para pedirlo x esa via?., iluminame.

Saludos bicicleteros desde SanCristobal de Las Casas Chiapas.

pd: X cierto, un pueblo, muy bicicletero.

Josejo.